La calidad de vida de la mano de nuestros hábitos

¿Somos conscientes de nuestros hábitos?

Pues de la mayoría no tenemos consciencia, actuamos en automático. Un hábito se genera en la repetición, esa repetición se inicia en un pensamiento único que repetimos y repetimos miles de veces, inclusive en un día. Así vamos generando esos pensamientos y palabras que terminan generando un hábito que nos dominará, se manifestará sin que nos demos cuenta. Así terminamos víctimas en la maraña de nuestros hábitos.

Voy a narrar una corta historia para que comprendas de qué hablo: Juan era una persona que quería hacerse rico. Le llegó la información de que si encontraba una piedra “caliente” en una playa lejana , cualidad que la diferenciaba de las demás, podría transformar ciertos materiales en oro y hacerse rico. El hombre se mudó al sitio y emprendió la ardua tarea de recolectar piedras y sentir su temperatura. Al término de un año no lograba hallarla pero no se daba por vencido. Estaba tan acostumbrado en tomar cada piedra y arrojarla al mar, que el día que halló la piedra anhelada la arrojó sin darse cuenta, pues la rutina y el hábito habían prácticamente anulado su sensibilidad. Y así continúo su búsqueda por años…

Tomar conscienciabench-889222_1920

Si estamos descontentos con los resultados obtenidos en la vida es primordial estudiar nuestros hábitos. Por ejemplo:  si nos desvalorizamos con  pensamientos como “soy poca cosa”, “no sirvo para nada”, “los demás son más importantes”, es muy difícil que nos sintamos valorados por los seres que nos rodean.  Por si te queda alguna duda de esto, haz incapié en tu respiración. Fíjate que no estás todo el tiempo inhalando y exhalando con consciencia de ello, es una acción automática de tu cuerpo, pero si deseas respirar de una manera controlada puedes por un momento tomar consciencia de ella hasta que otra cosa te distraiga. En la meditación, al centrar nuestra mente en la respiración logramos un estado de bienestar inigualable, gracias a esa toma de consciencia del simple acto de respirar.

¿Cómo se cambia un hábito?

En primer lugar toma consciencia, date cuenta de tus hábitos, qué piensas y haces a diario en automático. Con voluntad y práctica se pueden generar nuevos pensamientos que generaran hábitos positivos. Así estaremos tomando control de nuestras vidas de a poco, paso a paso. Se puede y de la mano de un coach o facilitador mejor aún!!!   sunset-1177315_1920